jueves, 31 de enero de 2013

Otra marcha, la misma bronca


No está.
No existe.
Desapareció.

Está, y lo seguirá estando
seguiremos enroscando
calles y pasadizos
en su nombre

seguirá su latido
marcando pasos
y dejando huellas

podrán querer confiscarnos
la ilusión
la fuerza
el coraje,

nos matarán
sin dudarlo
por la espalda,
pero no podrán pararnos

porque somos
antítesis
porque somos
libertad
porque somos
los vencidos
a los que jamás
pudieron vencer.


No hay comentarios: